Antes de iniciar el proceso de negociación, como ya hemos repetido en numerosas ocasiones, es necesario confeccionar un plan de viabilidad,  que incluya todas las acciones de reestructuración a realizar con el fin de encajar los recursos con la necesidades. Procura que el plan sea lo más profesional posible si quieres que los departamentos de riesgo te tomen en serio.

La transparencia en un proceso de refinanciación es clave para generar la confianza necesaria con las entidades financieras. El problema lo tienen amabas partes, por tanto al banco no le interesa que la empresa acabe en concurso, por el contrario le interesa que ésta sea viable y pueda repagar la deuda.

5 claves para refinanciar deuda con entidades financieras

1. Al inicio de la negociación, comunica a todas  las entidades financieras que no vas a seguir pagando las cuotas hasta que concluya el proceso de refinanciación. Controla los tres meses de impago en los préstamos para evitarles que provisionen al Banco de España. Haz una excepción con quien te mantiene lineas de descuento en funcionamiento.

2. Genera varias alternativas o soluciones para que los bancos y nosotros alcancemos nuestros objetivos. Cuantas más alternativas, más cerca estaremos de poder satisfacer la expectativas del acreedor de alcanzar un acuerdo.

3.- Los acuerdos que se consiguen en la práctica son los de carencia de capital con el objetivo de ajustar los plazos de pago a los flujos de generación de caja. La carencia total o encapsulamiento de la deuda no es tan habitual debido a las circulares del Banco de España que no lo aconsejan. En cuanto a las quitas de deuda, éstas normalmente se aprueban en procesos concursales.

4.- En cuanto a la aportación de nuevas garantías en los procesos de refinanciación, en este post ya comentamos el tipo de garantías que actualmente se están aportando. Por ejemplo; garantía real sobre activos inmobiliarios de la empresa, aval de filiales que generen Caja, ampliación de capital o garantías personales de los administradores o socios, garantías prendarias sobre cuentas bancarias, garantías flotantes sobre facturas, prenda sobre existencias, cuentas a cobrar, devolución de impuestos, etc.

5.No solicites un sacrificio excesivo a los acreedores ya que producirá  un cambio negativo en la actitud de éstos en las relaciones comerciales en el futuro.

Comparte este post en:

¿Tienes alguna duda? Envíanos un correo y contactaremos contigo de inmediato. Consulta aquí

Written by carlos guerrero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*