Son las primeras medidas contra el redimensionamiento del sector público estatal pero no las últimas. Esta, sin duda es una de las más necesarias para equilibrar el presupuesto y poder reconducir a medio plazo la situación. Estas son las bases del plan de reestructuración de las empresas públicas españolas que se inicia hoy:

 

 

 

 




 

 

1.- Recorte del 30 % de media en el sueldo de los de los presidentes, de los directivos y de los altos cargos de todas las empresas públicas, según las fuentes consultadas por EXPANSIÓN.

2.- Se verán afectados los dirigentes de compañías como Correos, Renfe, Aena, Adif y Paradores, y todas las empresas de la Sociedad Española de Participaciones Industriales (SEPI), entre las que se encuentran RTVE y Navantia. El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, finalmente ha decidido extender los recortes a los dirigentes de compañías públicas mucho más grandes, como Enagás, Enresa, Loterías o Hispasat.

3.- El cierre de empresas públicas se estima que podría afectar hasta al 25% de las compañías que dependen del Estado, de las comunidades autónomas y de los ayuntamientos. No obstante, este ajuste podría ser superior si se tiene en cuenta que el número de compañías y fundaciones fantasma que dependen de los ayuntamientos es todo un misterio.

4.- ¿La misión de los recortes en las empresas públicas que ha iniciado el Gobierno? Acabar con todas las fundaciones que se crearon para ocultar deuda comercial y reducir las filiales de las compañías del Estado. Asimismo, el Ejecutivo suprimirá todos los organismos reguladores que no sean estrictamente necesarios a ojos de Bruselas.

5.- Algunos altos cargos de empresas públicas con participación mayoritaria del Estado podrían negarse, de entrada, a aceptar los recortes salariales impuestos por el Gobierno, ya que sus nóminas no pasan por el Consejo de Ministros. Sin embargo, los que no acepten los recortes que les sugiera el ministro de Hacienda tendrán que enfrentarse a la nueva legislación laboral. La reforma del mercado de trabajo que dio a conocer hace siete días Fátima Báñez establece que los altos cargos despedidos sólo cobrarán una indemnización de siete días por año trabajado con un máximo de 6 meses de salario. Éste colchón es mucho menor que el de cualquier otro trabajador.

6.- Despidos de trabajadores. El Gobierno no tiene previsto anunciar hoy el nombre de las empresas públicas que se cerrará porque hay muchos empleos en juego. De hecho, los recortes en las empresas públicas provocarán muchos despidos en las compañías que dependen del erario público.

 

[audiotube url=»http://www.youtube.com/watch?v=d5PoIrcyd34″ caption=»Bruce Springsteen- Fire»]

 

Comparte este post en:

¿Tienes alguna duda? Envíanos un correo y contactaremos contigo de inmediato. Consulta aquí

Written by carlos guerrero

5 Comments

Juan Bta. Fayos Febrer

Carlos; me parece que esta reforma, va a generar más polémica social que la propia reforma laboral; sobre todo por aquellas empresas públicas que tengan que cerrar.
Un cordial saludo

Reply
Javier

El Gobierno anunció la reducción de los salarios de los responsables de las empresas públicas y de su número de consejeros. Saber cuánto ahorro puede suponer esta medida resulta imposible: o no hay datos o no son del todo fiables

Reply
carlos guerrero

Hola Juan, estoy de acuerdo. En los próximos meses se producirá un grave deterioro social. Enhorabuena por tu blog! me encanta y gracia por tu mención del otro día.

Reply
Santiago

Deberían privatizar las explotaciones de paradores para que toda las empresas de turismo tengan una competencia leal , no como ahora que esta empresa publica se aprovecha del paraguas publico de cara a sus resultados económicos dudosamente auditivos y respaldado su comercializaciona través de las oficinas de turismo dedicadas a potenciar paradores.
En estos momentos una competencia desleal de este tipo solo pasa en esta actividad ,¿Porque no hacen fabricas de chorizos publicas que son muy rentables y son exportadoras al lado de empresas privadas como campofrio , haciendo la competencia con sus propios impuestos?
Debemos dejar de mantener cosas que tenían sentido cuando restábamos en los años 56 y no hace falta vender el patrimonio , solo darlo a la expiración privada real y autentica .
Si hay que reducir en sanidad, en educación , en asuntos sociales ,prestaciones… Y estamos intentando vender aeropuertos , … ¿Porque no lo hacemos con esta empresa publica claramente desleal ?
S

Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*