Larry Fink fundador y presidente de la mayor gestora de fondos de inversión del mundo, BlackRock, que gestiona —3,5 billones de dólares, aproximadamente tres veces el tamaño de la economía española, augura lo siguiente:

 


 

 

 

1.-España está peor que otros países por no afrontar antes su problema inmobiliario”

2.-  España tiene una economía mucho más dinámica que otros países del sur de Europa. El problema principal tiene que ver con el sector inmobiliario y cómo se han concedido los préstamos. Cuando entendí cómo funcionaba el sistema hipotecario en España, donde el banco puede embargar los bienes de los morosos, comprendí que si había un cambio de ciclo en el mercado inmobiliario, el consumo se congelaría automáticamente. En EE UU la recuperación ha sido más rápida porque una familia puede tener una mala hipoteca pero no les afecta personalmente. Los prestamistas conceden dinero en función del perfil de riesgo del cliente, pero no exigen un coste adicional.

3.-  La medida de obligar a los bancos a contabilizar a precios de mercado mucho menores sus activos inmobiliarios va a reactivar el mercado. Esa fue precisamente la experiencia de EE UU. Allí, cuando se produjo el ajuste, la gente empezó a comprar y vender, y los bancos lograron aligerar sus balances. En el caso de los bancos españoles, todavía no se ha visto esa transformación de los balances. La razón que explica por qué la economía española está ahora más débil que otras economías es que hace dos años no se quiso afrontar los problemas reales del mercado inmobiliario. Con el nuevo Gobierno hay razones para ser optimista. Está enfocando de forma correcta los problemas heredados, ha obligado a las entidades a recapitalizarse… El problema cuando permites que se mantengan bancos zombis es que terminan dañando a los bancos buenos. Puede llevar otro año antes de que la situación se restablezca en España, pero si las medidas del Gobierno tienen su efecto en el sistema financiero, hay motivos para tener una visión más optimista sobre el futuro de España.

4.-  España, Europa y EE UU tienen un gran sector privado, que en EE UU se sienta sobre una montaña de liquidez de billones de dólares. Tenemos que ser conscientes, más en Europa, de que hay que vivir con un sector público de menor tamaño y pasar a depender más del sector privado para promover el crecimiento. El gasto público ha crecido muy por encima de lo que lo han hecho las economías y por eso acumulamos los enormes déficits. Cuando hablo con miembros de distintos Gobiernos, siempre les digo que deben intentar más trabajar con las empresas que combatirlas. Ese va a ser un tema de futuro.

5.- Nada es blanco o negro. No es que los bancos no quieran prestar a las empresas, es que los Gobiernos han elevado los requisitos de análisis de crédito. Si los cumples, puedes tener todo el dinero que quieras. De lo contrario, es cierto que hay problemas con la financiación. Podemos argumentar que los reguladores son demasiado estrictos, pero la cuestión es que hace ocho años, antes de la burbuja, esos negocios tampoco podían acceder al crédito. Ha habido una burbuja de crédito que ha permitido que todo el mundo tuviera acceso a la financiación, y esa ha sido la verdadera anomalía. Es verdad que ahora hay muchas menos empresas con acceso a la financiación que en 2007, pero si cumples con los estándares de riesgo, puedes tener el dinero que necesites. (Extractos entrevista publicada en el País Negocios).

 

 

[audiotube url=»http://www.youtube.com/watch?v=pudOFG5X6uA» caption=»REM- Everybody hurts»]

 

 


Comparte este post en:

¿Tienes alguna duda? Envíanos un correo y contactaremos contigo de inmediato. Consulta aquí

Written by carlos guerrero

1 Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*