Este conjunto de cajitas (Caixa Penedés, Caja Murcia, Sa Nostra y Caja Granada) ya comenzó con mal pie al no acertar ni con el nombre de su marca «Mare Nostrum». Se trata de uno de los casos más incomprensibles de la desastrosa reestructuración del sistema financiero español. 

La solvencia de este «Banco?» es más que dudosa y es por ello que es uno de los bancos que deben fusionarse para sobrevivir. Aunque más que sobrevivir, otra entidad tendrá que comprar por 1 euro este «festín inmobiliario» (Caixa Penedés es uno de los mayores agujeros inmobiliarios de la península).

 

 

 

 


 

Pero lo más sorprendente es que BMN pretende comprar otras cajitas aún más insolventes, (Caja Duero- España) tal y como se puede leer en esta noticia del diario Cincodías.com:

 

«Caja Duero-España, una de las entidades con un menor nivel de capital, se ha acercado a varias entidades para cumplir con los nuevos estándares, pero ayer formalizó su noviazgo con Banco Mare Nostrum, producto de la fusión de Cajamurcia, Caixa Penedès, Sa Nostra y Caja Granada.

Las cajas castellanoleonesas y el grupo presidido por Carlos Egea han suscrito un contrato de exclusividad y confidencialidad de cara a la incorporación de las primeras al proyecto, según fuentes conocedoras de la operación.

El Banco de España, que desde el comienzo del proceso de concentración en el sector de cajas defendió la creación de grandes grupos, está al corriente del acuerdo alcanzado ayer y ha dado su visto bueno.

Para que se ratifique la incipiente alianza entre Mare Nostrum y Caja Duero-España, aún será necesario que el pacto sea ratificado por los órganos de gobierno de las cajas implicadas.

La entidad financiera castellana es una de las cuatro cajas con un nivel de capital principal más bajo, del 8,2%. La nueva normativa aprobada en un reciente decreto ley del Gobierno obliga a las entidades que dependan de los mercados mayoristas en más de un 20% y que no tengan un inversor institucional a alcanzar una ratio de capital principal del 10%. Para el resto de bancos y cajas el nuevo listón de solvencia estará en el 8%. El Banco de España calcula que las necesidades globales de capital serán «algo inferiores» a 20.000 millones de euros.

Banco Mare Nostrum, por su parte, cuenta con un balance de 75.000 millones euros en activos, ya ha recibido el negocio bancario de las cajas que lo componen y ha iniciado los trámites para salir a Bolsa. Su ratio de capital básico es del 8,4%.

La suma de la gran caja de Castilla y León a Banco Mare Nostrum dará lugar al cuarto mayor grupo de cajas del país, con un balance de cerca de 120.000 millones de euros de activos. De concretarse la operación, esta entidad superaría a Catalunya Caixa y a Novacaixagalicia, y tan solo quedaría por detrás de la fusión liderada por Caja Madrid y Bancaja, de La Caixa, y de Banco Base, un grupo capitaneado por Cajastur y Caja Mediterráneo (CAM).»

 

Es incomprensible que después de cuatro años todavía estamos dándole vueltas a cómo encajar estas entidades totalmente quebradas e insolventes. Es necesario y urgente, que el sistema financiero se concentre en 5 o 6 grandes grupos y desaparezcan estos bancos que siguen maquillando su contabilidad impunemente y obstaculizando la recuperación de la actividad económica y la normalización del crédito.

 

[audiotube url=»http://www.youtube.com/watch?v=FdD6RMICpfg» caption=»Coldplay- what if»]

 

 

 

Comparte este post en:

¿Tienes alguna duda? Envíanos un correo y contactaremos contigo de inmediato. Consulta aquí

Written by carlos guerrero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*