El próximo lunes Oryzon Genomics debutará en Bolsa. Me hago eco de esta salida a bolsa, tras seguir de cerca la evolución de la compañía en estos últimos años. El proceso de crecimiento y expansión de una empresa biotecnológica es atípico en relación con las empresas más tradicionales.

Tal y como informa el diario Expansión,

Oryzon, con sede en Cornellà de Llobregat (Barcelona), no es una compañía tradicional. Sus ingresos dependen de los hitos científicos que consiga. Por ejemplo, si en 2013 la compañía facturaba 43.786 euros, en 2014 disparó los ingresos hasta los 13,1 millones de euros tras firmar un acuerdo con la multinacional Roche por su fármaco ORY-1001. Este año, la firma alcanzará un volumen de negocio de 3,5 millones de euros tras lograr un hito científico dentro del pacto con el grupo suizo.”

 

Internacionalización

Según informa la compañía, el objetivo pasa por el mercado americano, debido a la consolidación de este sector en EEUU.

La compañía debuta en el parqué mediante un proceso de listing a un precio de 3,39 euros por acción siendo la capitalización de la firma asciende a 96,5 millones.

Reparto accionarial de la Oryzon

Actualmente los los fundadores, Carlos Buesa y Tamara Maes, controlan un 13,15% de los títulos cada uno, mientras que el fondo Najeti tiene un 24,6%. Otras participaciones de relevancia son las de Costex (6,5%), Corporación Sant Bernat SCR (3,8%) y Grupo Ferrer Internacional (2,7%).”

Comparte este post en:

¿Tienes alguna duda? Envíanos un correo y contactaremos contigo de inmediato. Consulta aquí

Written by Alex M

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*